04 octubre – Día Mundial de la Donación de Órganos y del Trasplante

Donación de órganos

La donación de órganos es la remoción de órganos o tejidos del cuerpo de una persona que ha muerto recientemente o de un donante vivo, con el propósito de realizar un trasplante. Los órganos y los tejidos son extirpados en procedimientos similares a la cirugía. Personas de todas las edades pueden ser donantes de órganos y tejidos. Se producen muchas más donaciones de donantes muertos que de personas vivas. Las leyes de los diferentes países permiten que donantes potenciales acepten o se nieguen a la donación o bien otorgan la elección a los familiares, que no siempre conocen los factores de riesgo del fallecido y que puede dar lugar a un mayor riesgo de contagio de enfermedades infecciosas a pacientes más críticos, que dispondrían de menos de 24 horas para dar el visto bueno a esta decisión. La popularidad de las donaciones varía sustancialmente entre diferentes países y culturas.

Fundación para el fomento de la Donación Altruista de Órganos para Trasplantes, Tejidos, Sangre, Plasma y Médula Ósea, Educación para la Salud y Cooperación Internacional

La Fundación Nacional FUNDASPE (Fundación para el fomento de la Donación Altruista de Órganos para Trasplantes, Tejidos, Sangre, Plasma y Médula Ósea, Educación para la Salud y Cooperación Internacional, en siglas FUNDASPE) nace por iniciativa de la Federación Española de Donantes de Sangre y fue legalizada por la Orden del 7 de abril de 1995 y publicados sus Estatutos en el Boletín Oficial del Estado de fecha 18-5-95. Martin Manceñido, preside el Patronato de FUNDASPE desde este momento.

La Administración Sanitaria, los Centros de Transfusión, los Bancos de Sangre de los Hospitales del INSALUD, las Hermandades y Asociaciones que componen la Federación Española de Donantes de Sangre, realizan un ingente trabajo diario para tener cubiertas las necesidades que en cada minuto y en cada hospital se presentan.

Quemaduras, úlceras, cánceres, hemorragias, transplantes de órganos, accidentes, traumatismos, intervenciones quirúrgicas de todo tipo y otros muchos problemas de salud requieren sangre o plasma para su resolución. La sangre no se puede fabricar. Sólo se puede conseguir de la solidaridad de las personas sanas. La sangre debe esperar al enfermo, no al revés.

Anuncios